Procesiones de mi pueblo

Tiene mi pueblo una iglesia

con unos santos muy viejos

y siempre, en Semana Santa,

forman procesión con ellos.

Hacen filas las mujeres,

y en medio va el campanero,

que lleva un viejo estandarte

cosido y con muchos flecos.

Las mozas van en las filas,

todas vestidas de negro,

llevan mantilla de blonda

y un medallón en el pecho.

Detrás van las hermandades,

de blanco, morado y negro.

Viejos soldados de Roma

van terminando el cortejo.

Y cuando cruzan los santos,

salen los hombres a verlos,

se arrodillan a su paso

y van rezando en silencio.

Abre el cortejo San Juan

(Juanillo le llama el pueblo),

después va el Resucitado,

la Magdalena, San Pedro.

Luego va La Dolorosa,

y detrás va el Nazareno.

¡Antigua Semana Santa!

¡Santos viejos de mi pueblo!

Aunque un día esto termine,

viviréis en el recuerdo.

Anuncios